La tienda de la felicidad

La tienda de la felicidad de Rodrigo Muñoz Avia

¿Cómo llegué a este libro?  Una usuaria de la biblioteca me comentó que le había gustado.

No había leído nada de Rodrigo.

Carmelo vive solo en un piso en Madrid, su hermano y sobrino también pero su madre sigue viviendo en la casa del pueblo. Odia el teléfono y sólo se comunica vía mail.

Es una novela curiosa de forma: Son los emails de Carmelo entre el 13 de marzo y el 20 de mayo de 2019. Nos cuenta la historia a través de la entrada y salida de correos. Es fácil seguir el argumento porque los de Carmelo están escritos en tienta azul.

Portada La tienda de la felicidad

Cualquiera de nosotros podemos identificar la bandeja de entrada del correo del protagonista con la nuestra: está suscrito a alguna alerta, a promociones, a La tienda de la felicidad (un sex shop) donde le ofrecen uno de sus productos que pueden hacerle su día más feliz….

Carmelo adora a Emily Dickinson, escritora estadounidense que vestía siempre de blanco y estuvo parte de su vida recluida en su casa y los últimos años en su habitación.

La novela trata de la soledad, la vida interior de cada uno y las relaciones personales. Hay amor, amistad, relaciones padres e hijos, muerte de seres queridos, empatía …

En uno de los mails que escribe a su madre muerta, dice.

Tienes que saber que cada día me maravilla más como se parecen las palabras libertad y soledad.

Página 249. La tienda de la felicidad

De fácil lectura, con toques de humor.

  • Editado en 2021 por Alfaguara
  • N.º de páginas: 302

¿Dónde encontrarlo? Disponible en Mediatecas de Alcobendas (Madrid).

Nota curiosa para bibliotecarios: Entre los mails que recibe esta la reclamación de unos libros que tenía prestados de la biblioteca José Luis Sampedro del barrio de Chamberí (Madrid).

Opinión personal: Recomendable, para un fin de semana.

Es un libro curioso. Parece en un principio que te vas a perder leyéndolo, pero el que los mails de Carmelo estén en otro color ayuda mucho.

Carmelo es un “raro” pero amable, cariñoso, sincero, afable… A mí me gusta. Y además por las descripciones de su físico me lo imagino interesante: alto y con sombrero.

Conoce a alguien vía mail y durante la novela te vas enterando de lo que pasa.

Tiene toques graciosos y otros no tanto, pero según le vas conociendo le coges cariño.

.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *